(27) Cabecera Canon de gestión

Canon de gestión

El sector industrial es uno de los grandes consumidores de lubricantes. Al año hace uso de casi la mitad del aceite industrial que se comercializa en nuestro país. La peculiaridad de este sector es que las industrias juegan varios roles esenciales en el proceso de gestión de los aceites industriales usados que generan: son a la vez consumidores de aceite, productores de residuo y, en ocasiones, fabricantes.

(24) La industria como agente "consumidor"

La industria como agente "consumidor"

Las industrias adquieren aceite lubricante para su uso directo (aceites hidráulicos, dieléctricos, térmicos, refrigerantes, para transmisiones y engranajes, etc.), por lo que son consumidores del mismo y, por lo tanto, deben soportar el pago de la aportación a SIGAUS (0,06 €/kg) que el fabricante repercute en el precio del producto. Esa cantidad se destina íntegramente a la recogida y correcto tratamiento del aceite usado resultante.

(24) La industria como agente "productor"

La industria como agente "productor"

La utilización de aceite industrial lleva aparejada la generación de aceites usados. Un residuo peligroso y contaminante que requiere ser recogido y tratado de manera específica. Las empresas que, como resultado de su actividad, producen estos residuos están obligadas a extraerlos y almacenarlos en condiciones adecuadas, evitando mezclas con otros residuos, fugas o vertidos, etiquetándolos correctamente y, salvo que realicen su gestión directa, deben entregarlos a un gestor autorizado de aceites usados.

En SIGAUS garantizamos la recogida gratuita del aceite usado, si éste cumple una serie de parámetros que hacen posible su correcta gestión. Puedes consultar los gestores autorizados que pueden atender la gestión de los aceites usados aquí.

(24) La industria como agente "fabricante"

La industria como agente "fabricante"

Toda empresa que comercialice en España aceites industriales incluidos en el ámbito del Real Decreto 679/2006, o aparatos, componentes, equipos, vehículos o maquinaria que los contengan, ya sean de fabricación en España o importados, son “fabricantes” a efectos de lo establecido en la citada normativa de aceites usados (Real Decreto 679/2006) y, por lo tanto, están sujetos a una serie de obligaciones legales en cuanto a la gestión de los aceites usados. Estas obligaciones se centran en asegurar, en lo económico y en lo logístico, que el aceite usado resultante será recogido y convenientemente tratado. Para ello, la empresa puede organizar un sistema individual o participar en uno colectivo, como SIGAUS.

Las empresas que delegan esta responsabilidad en SIGAUS, deben abonar 0,06 € por cada kg de aceite introducido en el mercado, convirtiéndose así en empresas del SIG. Esta aportación tiene un “efecto neutro”, puesto que el fabricante puede repercutir la aportación económica en el precio del lubricante. Por su parte, SIGAUS asume sus obligaciones legales respecto al aceite usado, incluyendo el sistema de recogida, el cumplimiento de los objetivos ecológicos establecidos por la legislación o el suministro de información a las Administraciones Públicas, entre otras obligaciones. Puedes consultar aquí tus obligaciones como fabricante.

(11) Pie imagen páginas finales Industria

El aceite usado en España

Parque Natural del Lago de Sanabria. Zamora.
Situado en las estibaciones de las sierras Segundera y Cabrera, alberga el mayor lago glaciar de la Península Ibérica. Desde SIGAUS recogimos 40.000 kg de aceite industrial usado en la comarca de Sanabria.